Pl. de la Constitución, 11 29015 Málaga -

Historia del café

Son muchos los malagueños y visitantes que se preguntan el porqué de tanto tipo de café en Málaga, y no son tantos los que conocen que tanta denominación comenzó tan sólo hace 60 años (en 1954).

Eran tiempos de posguerra, en los que la obtención de determinadas materias primas era muy complicado, era el caso del café el cual además era caro. Por aquel entonces D. José Prado Crespo, dueño del Café Central, trabajaba sin parar detrás de la barra y veía que cliente tras cliente tenía que o bien tirar café, o bien, volver a hacer otro para adaptarse a los gustos de los mismos.

Tras mucho pensar, y como hombre práctico que era, se puso manos a la obra para poner orden en los gustos de sus clientes. Su intención no era otra que hacer un cartel en el que se identificasen cada uno de los gustos que veía tras la barra del Café Central. En su intento llegó a completar hasta 9 denominaciones desde el café sólo hasta la nube, más como no le cuadraban para hacer un cartel con dos filas andaba buscando uno más, preguntando a los clientes habituales,… hasta que uno de sus empleados que era gitano, le dio la solución el que le faltaba era el “no me lo ponga”, y dado que a D. José le encantaban los chistes decidió incorporar la gracia al útil cartel de los cafés.